Mis campañas van a parar a las carpetas de spam.

Las campañas terminan en las carpetas de spam por varios motivos, incluyendo la dirección de correo electrónico de envío, la línea del asunto o el contenido del mensaje.

Filtros de spam

Incluso las campañas legítimas e inocentes pueden  ser víctimas de los filtros de spam debido a pequeños detalles que puede que no hayas tenido en cuenta, como tu nombre  o dirección de correo electrónico de envío, y la información compartida de otros filtros de spam.  Aunque no  podemos decirte específicamente si tu campaña terminó en las carpetas de spam, tu página  Reports (Informes)  contiene un montón de información útil que puede ayudarte a mejorar la distribución de tu campaña.

Gestión de los destinatarios

Si muchos de tus destinatarios pulsan el botón  Report Spam (Marcar como Spam) en su cliente de correo electrónico (por ejemplo, Gmail, Yahoo), esos servicios pueden empezar a bloquear tus campañas y enviarlas directamente a la carpeta de spam.

Si un destinatario te dice que ha pulsado Report Spam (Marcar como Spam) por accidente, muchos servicios de correo electrónico no incluyen la opción Not  Spam  (No es Spam). Pide a ese destinatario que encuentre el correo electrónico en la carpeta de spam y que lo marque como No es Spam (Not Spam) o No es correo basura (Not Junk).  Los botones y etiquetas variarán en función de la bandeja de entrada.  Esto también te puede ayudar a mantener tus mensajes futuros fuera de las carpetas de spam de otros destinatarios.

Si el destinatario no te contacta directamente, puedes dejarlo como una lección aprendida. Aunque MailChimp te puede decir  quiénes han denunciado tus campañas, no te aconsejamos contactar con esos suscriptores. 

¿Te fue útil este artículo?
¿Qué podemos hacer para mejorar tu experiencia con artículos como este?

Servicio técnico